Dino World Madrid

“Lo que me propongo es animar a mis hijos a levantar el vuelo para dejarles escoger la ruta. En vez de meterlos en calzador en mi plan maestro, disfrutar averiguando quiénes son a medida que crecen”


Carl Honoré

Como ya os adelanté, ayer tuvimos un planazo en familia muy especial.

Hace unos días, bicheando por redes, vi que había una exposición de Dinosaurios en Madrid, concretamente en IFEMA

Se lo comenté a Súper Papá y no dudamos en comprar entradas para llevar a la Pequeño Caballero, que como sabéis es un gran fan de los dinos.

Ya el domingo se levantó nervioso, nos decía:

  • ¿Vamos a Dinos?

No paraba de preguntar si eran de verdad, si hacían algo, si eran sus amigos.

Su cara y su expresión eran de máxima emoción.

Durante los escasos 15 minutos en coche hasta llegar a la exposición no paró de preguntar si ya estábamos allí y qué íbamos a ver exactamente.

Creo que al final nos contagió su inmensa emoción porque realmente llegamos los tres nerviosos.

Nada más llegar al recinto, nos reciben unos exploradores, que nos explican que podemos descargamos un audioguía y que tenemos que seguir el mapa que nos dan.

Además, en ese mapa hay algunas preguntas que tenemos que ir contestando a lo largo de la visita y si las conseguimos contestar todas, nos pondrán un sello de explorador al final del recorrido.

Nosotros nos descargamos la aplicación y el audioguía, pero sinceramente, con un niño tan pequeño a penas escuchamos nada…

Además, con todo lo que sabe el Pequeño sobre dinosaurios… ¿Quién necesita audioguía?

La exposición en sí, reconozco que fue una pasada, nos encantó, están los dinos más comunes y representativos y seguro que, aunque no seas un experto, casi todos te van a sonar.

Súper Papá echó de menos el Velociraptor por decir alguno que faltara… Pero en general, bastantes dinos, chulos, muy conseguidos.

Un ambiente muy chulo, oscuro, con mucha vegetación, un repaso a dinosaurios grandes y pequeños.

Allí estaban algunos de nuestros favoritos, como el Carnotaurio, TRex, Triceratops, Anquilosaurio, Teranodon, Paquicefalosaurio…

En fin… un montón de ellos, que se movían y rugían.

El Pequeño no cabía en sí de la emoción, saludaba a todos, quería meterse con ellos y tocarlos y si le dejamos ¡hasta llevarlos a casa!

Todo emoción y felicidad.

Hacia la mitad de la exposición hay una pequeña sala de cine donde proyectan un documental sobre dinosaurios.

Todavía no hemos ido al cine con el Pequeño Caballero, pero después de verle ayer ahí, seguro que nos animamos próximamente a llevarle.

Al finalizar todo el recorrido de los dinosaurios, llegas a una zona de juego, donde hay una sala de realidad virtual (no incluida en el precio de la entrada) nosotros no pasamos porque el Peque todavía es muy peque para ello, pero seguro que merece la pena.

También hay una zona para colorear y otra zona donde hacerte fotos con unos huevos de dinosaurios y con unos TRex en una pantalla ¡Le encantó claro!

La visita termina, por supuesto, en la tienda de regalos, donde además te sellan el mapa con las preguntas que has ido contestado a lo largo de la visita, y bueno, nuestro Pequeño Caballero además se llevó un Triceratops de recuerdo.

La visita tiene una duración de más o menos una hora, y de verdad, salimos los tres encantados de ella, emocionados de ver tantos dinosaurios.

Si a vuestros peques también les gustan los dinos, os recomiendo la visita, os va a encantar a toda la familia.

Las entradas las podéis comprar por internet en www.dinoworlexpo.com

Tienen un montón de horarios y el espacio adecuado para que no se produzcan aglomeraciones.

Si vais… ¡Me contáis que tal vuestra experiencia!

Y recordar…

Nos vemos en redes, en Facebook Mami Me Mima blog y en Instagram @mamimemimablog

Y si tenéis dudas o consultas sobre crianza… Hablamos siempre en el correo blogmamimemima@gmail.com

¡Gracias Familias! Y ¡Feliz Crianza!

Anuncio publicitario